La Seguridad Social sumó 115.607 afiliados medios, hasta los 20.348.330.
El paro registrado descendió en 42.409 para situarse en 2.880.582 desempleado.
En ambos casos, el dato es la mitad de bueno de lo que lo fue en mayo.

El dinamismo del mercado laboral modera el ritmo. Junio sumó 115.607 afiliados medios a la Seguridad Social y, si bien, la barrera de los 20 millones queda más que consolidada con 20.348.330 cotizantes y es el tercer mejor junio de la historia, el avance en el número de ocupados se ralentizó el mes pasado al crecer un 0,57% frente al más del 1% que lo hizo en mayo. Algo similar ocurre con el paro registrado, que se afianza por debajo de los tres millones, con 2.880.582 desempleados, tras una caída mensual del algo más de 24.000 personas que también supone menor velocidad que en el mes previo. Aún así, se mantiene en su nivel más bajo desde octubre de 2008.

El avance en el número de cotizantes en la Seguridad Social, en plena campaña de verano, es el mejor dato para un sexto mes detrás de los anotados en 2005 y 2021, condicionados por el proceso de regularización de inmigrantes y por el levantamiento del estado de alarma frente al covid, respectivamente.

La hostelería lidera el avance de la ocupación.

El repunte de afiliados está motivado en la campaña de verano en la hostelería y el comercio, según los datos publicados este lunes por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. En concreto, la hostelería lideró el avance de la ocupación, con 49.337 cotizantes más respecto a mayo (+3,4%), seguido del comercio (+30.946 ocupados, +1,2%); las actividades administrativas (+24.057 afiliados, +1,7%) y de las actividades sanitarias (+21.585 cotizantes, +1,2%). Solo descendió la afiliación en junio en la educación, con motivo del fin del curso escolar, con 47.933 ocupados menos (-4,4%), y en las actividades artísticas, donde el empleo disminuyó en 1.666 personas (-0,6%).

En suma, el Ministerio subraya que el crecimiento de la afiliación respecto al nivel previo a la pandemia es generalizado por sectores debido al aumento de la ocupación en el sector privado. Además, el avance de junio, señalan, ha sido «especialmente intenso» en sectores innovadores y de más valor añadido, entre ellos información y comunicaciones (+15,4%), educación (+9,1%), actividades sanitarias (+8,4%), y actividades científico-técnicas (+8%).

La ganancia mensual de afiliados medios en junio se debió a ambos sexos, aunque más a los varones, que avanzaron casi el triple: 88.965 cotizantes respecto a mayo (+0,8%) frente a un repunte de mujeres ocupadas de 26.642 cotizantes (+0,3%). Con todo, la cifra de mujeres con empleo alcanzó un nuevo máximo histórico, con un total de 9.535.950 afiliadas. También la ocupación masculina marcó cifra récord al alcanzar los 10.812.380 cotizantes.

Por comunidades autónomas, el crecimiento de la afiliación mensual destacó en Cataluña, con un avance de los ocupados medios de 37.618 ocupados (+1,2%), Baleares (+25.940 afiliados, +4,6%) y Madrid (+15.041 ocupados, +0,4%) mientras que el mayor retroceso lo firmó Andalucía, con 19.358 afiliados menos que en mayo (-0,6%).

Desde Seguridad Social remarcan que, geográficamente, también es generalizada la recuperación del nivel de afiliación previo a la pandemia, pues todas las comunidades autónomas cuentan ahora con más afiliados que en febrero de 2020.

Trabajo argumenta la desaceleración en la caída del paro en la propia robustez del mercado laboral.

El número de personas registradas en las Oficinas del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) al finalizar el mes de junio descendió en 42.409, un 1,45% frente al 3,29% que cayó en mayo. El dato es casi cuatro veces inferior al retroceso experimentado en igual mes de 2021, cuando se redujo en 166.911 desempleados (su mayor caída en cualquier mes de toda la serie histórica) Aún así, la cifra total de parados se mantiene en los niveles más bajos desde octubre de 2008.

Con la excepción de junio de 2020, cuando la pandemia provocó un repunte de desempleados de 5.107 personas, el de junio es el peor dato desde 2008, año en el que subió en casi 37.000 desempleados. Desde que en 1996 se inició la serie histórica, se han registrado subidas del paro en dos meses de junio y bajadas en 25. Los únicos repuntes se produjeron en 2008 y en 2020.

El ritmo interanual de reducción del desempleo también se ha moderado más de dos puntos, desde el 22,7% de mayo al 20,3% en junio; respecto a junio de 2021, el número de parados ha caído en 733.757 personas.

Sobre estos datos, el secretario de Estado de Empleo, Joaquín López Rey ha insistido en la «robustez» del mercado laboral para afrontar el contexto económico actual y ha remarcado que es normal que la caída del paro se modere en un contexto de cada vez menos parados en España.

Leer más…

Fuente: El Economista

Ir al contenido